• doslcomunicacion

Rey de joyeros, joyero de reyes

Así es como la marca francesa Cartier, fundada en 1847, era conocida por la realeza europea. La firma parisina fue creada por Louis-François Cartier cuando se hizo cargo del taller de joyería Adoplhe Picard.


Cartier se ha convertido en una de las firmas de joyería más importantes del mundo y en este artículo vamos a introducir su historia, valores y como ha ido ganando su prestigio.


Historia de Cartier


Cartier nace de la mano de Louis y es él el que consigue hacer de sus diseños los más célebres de la empresa. Años más tarde entrarían a la compañía su hijo y nietos con el objetivo de ensalzar la marca a nivel mundial. Es así como Cartier en cuestión de pocos años, llega a ser una firma muy reconocida y la favorita de la realeza, que son los que la bautizan como “rey de los joyeros”.


La rápida expansión de la compañía va dejando huella en la sociedad y tras sus diseños más icónicos se convierte en una de las firmas expertas en relojería, que destaca por el diseño de los mismos llegandose a convertir en iconos de la actualidad.


La familia Cartier fue propietaria de la empresa hasta 1964, cuando fallece Louis y la familia decide venderla. Es aquí cuando toman el cargo el Grupo Richemont y, de la mano, de un grupo de inversores compran Cartier París y años más tarde se hacen con las sucursales de Nueva York y Londres.


¿Cuándo fue el despegue de Cartier?


Como decíamos, Cartier es conocida por fabricar algunos de los relojes más caros (e icónicos) del mundo. La compañía por tanto, nace como relojera y se le atribuye la creación del primer reloj de pulsera para hombres.


En 1904, el aviador Alfred Santos amigo de Louis Cartier mantiene una conversación con el diseñador en la que le relata lo incómodo que resultan los relojes de bolsillo en los vuelos. Cartier decide ponerse a trabajar y asumir el reto con el resultado de uno de los relojes más icónicos del mundo, un reloj plano de forma cuadrada y con pulsera. Santos fue el que se ocupó de extender su popularidad hasta conseguir que produjeran el reloj en masa.




La popularidad y el prestigio que adquirieron los relojes Cartier continuó creciendo a medida que se fabricaban modelos que hacían referencia a situaciones sociales o culturales. Así nace otro de los iconos más importantes de la marca, el Cartier Tank, una pieza inspirada en la silueta de un tanque de la Primera Guerra Mundial.


¿Por qué su valor es tan alto?


Sin duda cabe destacar que es una firma que nace para las clases más elitistas de la época y que, gracias al trabajo de Louis y familia, Cartier va tomando forma y creando un equipo creativo que diseña, realiza y monta sus propias piezas.


Cartier supo abrirse camino entre sus competidores y la diferencia principal en todos su diseños era el uso del platino, un metal blanco precioso, pesado y muy poco explotado en la época.


Los selectos materiales de alta calidad, la historia y el respaldo de personas influyentes (como las casas reales) es lo que aporta un valor añadido a la compañía, haciendo que el prestigio y sus precios sean de los más elevados del mercado.





Pero nada de esto habría sido posible de no ser por la libertad creativa y el espíritu intrépido que caracteriza cada una de las creaciones de Cartier. La marca es muy conocida por desafiar los límites y, junto a sus exclusivos diseños y excelencia técnica de sus relojes, se ha convertido en una de las marcas más icónicas del mercado actual en diamantes y relojería, ganándose los corazones de muchas figuras históricas.


No obstante, a día de hoy, sigue siendo una de las marcas más exclusivas y ha sabido diversificar su negocio para poder aprovecharse de tal prestigio. Ahora, podemos encontrar la firma sellada en perfumes o marroquinería, ensalzando Cartier en una de las marcas más prestigiosas y demandadas por las clases más exclusivas. Solo nos queda decir y apoyar el discurso que apunta Alfonso Alfaro en uno de los textos del catálogo El arte de Cartier: “Cartier forma parte de esas empresas cuya existencia prueba que no todo en el mundo contemporáneo es maquinismo y consumo masivo, que existe todavía un espacio para otra manera de concebir la relación entre los hombres y los objetos”.


Y así pensamos desde Badai, porque no es tan importante el sello o la calidad de sus piezas materiales, sino el significado que tienen estas piezas para ti. Todo depende de cómo lo mires y del valor personal. ¿Qué pensáis?


13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo